María Lucía Méndez, directora de Empresas y construcción de paz de la FIP, presentando el banco de iniciativas de convivencia lideradas por actores empresariales.

Estas sesiones hacen parte del proyecto realizado por la FIP con el apoyo de la Organización Internacional para las Migraciones (OIM), que tiene como propósito central brindar insumos a la Comisión para la definición y puesta en marcha de su estrategia de relacionamiento con empresarios, empresas y agremiaciones empresariales.

Las sesiones contaron con la participación de los Comisionados Saúl Franco y Marta Ruíz, y de personal de los equipos de participación, pedagogía, investigación, esclarecimiento, servicio a la ciudadanía, entre otros.

Durante las sesiones, la FIP presentó elementos de contexto relevantes para la Comisión sobre los actores empresariales en Colombia, incluyendo un banco de iniciativas de convivencia que vienen siendo impulsadas por estos actores. También se abordaron distintos estándares de conducta empresarial responsable, entendidos hoy como el marco de actuación de toda actividad empresarial comprometida con el bienestar y la transformación positiva de sus entornos de operación.

Adicionalmente, la FIP presentó los resultados del estudio que realizó en seis ciudades intermedias (Apartadó, Barrancabermeja, Quibdó, Santander de Quilichao, Valledupar y Villavicencio) y dos ciudades capitales (Bogotá y Medellín), para conocer de primera mano las opiniones que tienen diversos actores empresariales sobre la Comisión e identificar motivaciones y retos que deberá gestionar la entidad para lograr que éstos actores participen en el marco de su mandato. El estudio contó con la participación de pequeñas, medianas y grandes empresas, así como empresarios y agremiaciones de distintos sectores económicos.

Nataly Sarmiento, directora de Empresas y DDHH de la FIP, presentando los hallazgos sobre la percepción de actores empresariales sobre la Comisión.

Los hallazgos de la FIP permitieron generar un espacio de debate y reflexión sobre las fórmulas que le permitirán a la Comisión avanzar en el relacionamiento con estos actores, incluyendo acciones diferenciales según el nivel geográfico (territorial o nacional), tipo de actor (empresarios(as), empresas o gremios), y partiendo de las capacidades disponibles en la Comisión para cumplir con su mandato.

La FIP acompañó las reflexiones de los equipos de la Comisión con propuestas de mensajes claves y acciones pertinentes para reforzar su relacionamiento con dichos actores en los distintos ejes de trabajo que tiene la Comisión. La Directora del Área de Empresas y DDHH de la FIP subrayó la importancia de que la Comisión "tenga un acercamiento coherente, unificado e institucional a los actores empresariales"; según ella, esto permitirá despejar dudas sobre "la imparcialidad de la Comisión a la hora de producir su informe y llevar a cabo su mandato, así como posibles afectaciones a la reputación de estos actores, derivadas de su participación en la labor de la Comisión".

Este trabajo se enmarca en los esfuerzos continuos de la FIP para propiciar y articular esfuerzos multiactor que aporten a la construcción de paz en Colombia. (ver galería de imágenes) Precisamente, este proyecto le ha permitido al equipo de Empresas, Paz y Derechos Humanos de la FIP explorar el significado de la participación empresarial en una institución de carácter transicional no judicial -un campo innovador no sólo en Colombia sino a nivel global- y de esa forma tender puentes de relacionamiento efectivo entre la Comisión y las empresas.